domingo, enero 10, 2010

ARES vs ARES





En la enciclopedia libre Wikipedia, se dice del Ares mitológico:


En la mitología griega, Ares (en griego antiguo Ἄρης Arês o Ἄρεως Areôs, ‘conflicto bélico’) se considera el dios olímpico de la guerra, aunque es más bien la personificación de la fuerza bruta y la violencia, así como del tumulto, confusión y horrores de las batallas, en contraposición a su hermanastra Atenea, que representa la meditación y sabiduría en los asuntos de la guerra y protege a los hombres y sus habitaciones de sus estragos. Los romanos le identificaron con Marte, dios romano de la guerra y la agricultura (al que habían heredado de los etruscos), pero éste gozaba entre ellos de mucha mayor estima.


Se le representa como hijo de Zeus y Hera, aunque existe una tradición posterior según la cual Hera lo concibió al tocar una determinada flor, en lo que parece ser una imitación de la leyenda sobre el nacimiento de Hefesto, y es recogida por Ovidio.Su lugar de nacimiento y auténtico hogar estaba situado lejos, entre los bárbaros y belicosos tracios, y a él huyó cuando fue descubierto acostándose con Afrodita.


Los helenos siempre desconfiaron de Ares, quizá porque ni siquiera estaba influenciado por el espíritu de pertenecer a un bando, sino que a veces ayudaba a una parte y a veces a la otra, según le dictaban sus inclinaciones. Su mano destructiva se veía incluso tras los estragos provocados por plagas y epidemias. Este carácter salvaje y sanguinario de Ares le hacía ser odiado por otros dioses, incluidos sus propios padres



En la vida cotidiana de Euskadi, se aprecia del Ares político:

Le encanta, el tumulto, la confusión y la fuerza.

“Puertas adentro, la aplicación de la consigna popularizada por Alfonso Guerra: "El que se mueva no sale en la foto", y su probada disposición a abarcar y controlar hasta las más recónditas áreas de la organización le granjearon en el pasado no pocos enemigos y una reputación de personaje embozado, sombrío, conspirador, habitual del tejemaneje. Pero las viejas chanzas del estilo: "Tienes menos futuro que Ares en una lista electoral abierta", y las malignas y oportunistas alusiones mitológicas: "Hades, el Señor del inframundo", ya no tienen recorrido ni siquiera en el circuito de sus enemigos internos”

Su lugar de nacimiento y autentico hogar está lejos de Euskadi.

“Si Rodolfo Ares Taboada cierra los ojos y busca sus primeros recuerdos, descubre amaneceres con olor a hierba recién cortada en su aldea natal de Ríos, cercana a Verín (Ourense), donde nació hace 54 años. Si sigue repasando su vida, encuentra a un niño de habla gallega que en los años sesenta se traslada con sus padres a una habitación alquilada con derecho a cocina en Otxarkoaga. Allí, en las bulliciosas calles de ese barrio obrero bilbaíno formado por una inmigración de aluvión, aprendió español y empezó a forjar su personalidad política, al calor de los encuentros juveniles auspiciados por curas obreros que luego desembocarían en sindicatos y partidos.”

Los vascos siempre desconfiaron y desconfían de Ares, su trabajo es “defender” a un pueblo que por otro lado pretende destruir (idioma, cultura, símbolos, etc.).

"Si te tiene que hacer una faena, ten por seguro que te la hará, pero sin añadir nada personal de su parte”

“La idea de que el cargo se le ajusta como un guante estaba tan acreditada dentro del PSE que nadie barajó una candidatura alternativa”

Los comentarios en negrita son de J.L. Barbería en El Pais



En este caso parece que lo de ARES, es un estigma.